Nike sube con fuerza en Wall Street tras presentar sus resultados trimestrales

Por César Vidal

La firma de ropa y calzado deportivo Nike ha subido un 6,68% con fuerza en Wall Street después de presentar sus resultados del primer trimestre fiscal.

Los ingresos de 12.940 millones de dólares se situaron ligeramente por debajo de los 13.000 millones previstos por el mercado, pero el beneficio por acción (BPA) de 94 centavos, equivalente a un beneficio neto de 1.450 millones de dólares, superó los 75 centavos pronosticados.

Además, los inversores valoran de forma positiva que, durante el trimestre, el margen bruto cayó 0,1 puntos porcentuales, hasta el 44,2%, pero se situó por encima del 43,7% esperado por los analistas.

“Nuestros resultados del primer trimestre demostraron el impacto de permanecer a la ofensiva durante el último año“, ha señalado Matthew Friend, director financiero de la compañía.

Las acciones de Nike se habían visto penalizadas en los últimos meses por la exposición de la compañía a China, cuya recuperación económica no está siendo lo rápido que se esperaba. Sus ventas en el gigante asiático avanzaron a un ritmo del 5%, hasta 1.700 millones de dólares, aunque el mercado esperaba una cifra de 1.800 millones.

Aún así, el consejero delegado, John Donahoe, ha comentado que “nos sentimos bien con este mercado. El deporte ha vuelto a China, se puede sentir, y eso nos da una gran confianza sobre el futuro y el consumidor chino en nuestro segmento, independientemente de las perspectivas macroeconómicas allí”.

Las ventas en América del Norte, su mayor mercado, cayeron un 2%, hasta 5.420 millones de dólares, aunque ligeramente por encima de los 5.390 millones de dólares previstos.

En Europa, Oriente Medio y África, los ingresos aumentaron un 8%, hasta 3.610 millones, por encima de los 3.510 millones anticipados. Y las ventas en América Latina y Asia Pacífico aumentaron un 2%, hasta 1.570 millones, ligeramente por debajo de los 1.590 millones esperados.

LA VALORACIÓN DE VICTORIA SCHOLAR

Victoria Scholar, jefa de Inversiones de Interactive Investor, comenta que “Nike se ha centrado en reducir el inventario y aumentar los precios, lo que le ayuda a compensar las presiones inflacionistas sobre los costes. Sin embargo, una señal alentadora es que los costes de transporte han estado bajando”.

“También está reduciendo sus promociones para aumentar los márgenes antes de la importante temporada de compras festivas”, añade.

Por otro lado, indica que “la competencia se está intensificando, particularmente cuando se trata de costosos equipos para correr, con el lanzamiento de la zapatilla Adidas de 500 dólares que usó Tigist Assefa cuando estableció un nuevo récord mundial de maratón femenino este mes. Además, existe competencia de marcas especializadas en crecimiento como On Running y Hoka“.

Foto: Nike

Fuente: www.bolsamania.com

Dejar un comentario

Debes iniciar sesión para publicar un comentario.